Sergio Galleguillo hizo bailar a todo el público en el Club Sarmiento

Sergio Galleguillo puso el broche de oro a una exitosa primera noche del Festival de La Salamanca. Con su tradicional fiesta chayera llegó para continuar con el clima que anteriormente habían desatado Los Tekis y El Vislumbre del Esteko.

Aproximadamente a las 3.30 de la mañana subió al escenario Jacinto Piedra e hizo bailar a las miles de personas que lo esperaban desde horas tempranas. Chayas, chacareras, zambas y sus más conocidas guarachayas despertaron el fervor del público santiagueño. Además sorprendió a sus seguidores al interpretar el Vals de la Ciudad, uno de los emblemas culturales de La Banda.

Terminada su presentación dialogó con los medios de comunicación y resaltó la trascendencia nacional del Festival que lo recibe desde hace algunos años. Aprovechó la oportunidad para agradecer al público por el incansable acompañamiento en cada presentación.